Fue ayer cuando Elon Musk publicó una foto en su cuenta de Instagram presentando el traje espacial para los futuros astronautas de SpaceX. El traje esta hecho en un material fino y liviano con un diseño en blanco y negro de líneas rectas y cortes geométricos.

Musk dice que el traje realmente funciona, y que fue probado a doble presión de vacío. El traje en sí es muy espacioso y reconoce que fue “increíblemente difícil” para equilibrar el aspecto del traje y su función.

Un traje espacial que parece sacado de una película de ciencia ficción

Hay pocos detalles técnicos, pero está claro que el “Commercial Crew Program” empieza a dar sus frutos. Este programa es una iniciativa de la NASA para colaborar activamente con la industria aeroespacial para desarrollar y operar una nueva generación de naves espaciales y sistemas de lanzamiento capaces de transportar tripulaciones a la Estación Espacial Internacional.

SpaceX firmó un contrato de 1.600 millones de dólares con la agencia espacial estadounidense (NASA) para enviar cargas de abastecimiento (alimentos, material para experimentos, repuestos, etc.) a la Estación Espacial Internacional. La compañía, con sede en California, también está trabajando en una versión de su cápsula que podría transportar tripulación para el año que viene.