Conocida como la Mujer del tiempo espacial, la meteoróloga Tamitha Skov se ha convertido en la youtuber que habla del tiempo, pero no tal y como nos lo cuentan en las noticias.

A pesar de que parezca “la Sandro Rey de la meteorología”, en su canal de YouTube, Skov no habla sobre el tiempo que hará mañana en Los Ángeles, si no que nos informa sobre los acontecimientos que se están viviendo cerca de nuestra estrella más cercana: el Sol. Tormentas geomagnéticas, eyecciones de masa coronal, corrientes de partículas cargadas, campos magnéticos que se originan en la atmósfera exterior de nuestra estrella, etc.

¿Y a quién le importa lo que sucede a unos 150 millones de kilómetros de distancia?

Todos estos acontecimientos pueden interferir (e incluso deshabilitar) nuestros satélites, a los que les debemos (entre otras muchas cosas) el maravilloso GPS. Centros de todo el mundo, como el Centro de Predicción de Clima Espacial (Colorado, EEUU) han sido diseñados para predecir y medir este tipo de tormentas que sirven para advertir a empresas y gobiernos cuando se avecina alguna frente solar peligroso.

Aquí es donde entra en juego nuestra protagonista. Este tipo de informes generados por estos centros son complicados para aquellos que no somos expertos en la materia. Skov, lleva 5 años simplificando estos informes, para los no expertos, en su canal de Youtube.

Aunque su público general son personas que dependen de los satélites o que necesitan conocer los eventos naturales que surgen como consecuencia de la meteorología del tiempo espacial: pilotos, radio aficionados, meteorólogos, agricultores, etc. Skov quiere amplificar su comunidad más allá de su nicho. “Mi objetivo final es que el campo de la transmisión del tiempo espacial esté en las noticias de la noche, justo al lado del pronóstico del tiempo terrestre”, afirma Skov.

Youtuber por accidente

Con un doctorado en geofísica y física del plasma espacial, Skov comenzó a usar Twitter para promover su carrera musical, pero finalmente pasaba más tiempo compartiendo su conocimiento sobre el Sol, respondiendo a las dudas que sus seguidores tenían sobre la meteorología espacial, y se convirtió en la persona a la que acudir para dudas relacionadas con la energía solar. Al percatarse de que había diferentes grupos de usuarios con necesidades específicas, decidió crear vídeos de pronóstico del tiempo espacial. Con una comunidad en Twitter de 22.000 suscriptores y 32.000 seguidores, ha conseguido acumular hasta 1 millón de visitas en su canal.

Si tan importante es el tiempo espacial, ¿por qué no se comparte con la misma frecuencia que la meteorología de nuestro planeta?

Porque hasta las últimas décadas no ha tenido demasiada importancia y no ha sido necesario invertir tanto en él.

Con el auge de la tecnología, los satélites se han convertido en una parte imprescindible de la vida moderna. “Como consumidores no sabíamos qué tecnología podrá verse afectada, pero ahora sí lo sabemos. Ahora está en todas partes”, afirma Skov.

¿Qué tiempo hace ahora en el Sol?

En los últimos años el Sol ha estado bastante tranquilo, pasando por lo que se conoce como mínimo solar. Ahora nos encontramos al final del relativamente pacífico ciclo solar de 11 años.

Eventos como el de Carrington: una tormenta solar masiva que tuvo lugar en 1859 que produjo tanta actividad geomagnética que hasta en Cuba se pudo ver la aurora boreal, podría volver a ocurrir. Según el líder de meteorología espacial de Apogee Engineering Michael Cook, “cuanto más dependamos de la tecnología, más susceptibles seremos a las tormentas moderadas y severas”. Un evento de la magnitud del de Carrington podría repetirse cada 100 o 200 años, y los científicos no están completamente seguros de cuándo podría volver a suceder otra tormenta de esa magnitud.

Para Skov, coordinar y difundir todas estas informaciones se le hace literalmente imposible. Para ello, estáconstruyendo una nueva red de emisoras de meteorología. El próximo invierno se abrirá el proceso de inscripción para un programa de postgrado: Meteorología espacial y medio ambiente: ciencia, política y comunicación diseñado por ella junto a Cook y la Universidad de Millersville, para cubrir conceptos básicos del tiempo espacial, cómo afecta al mundo moderno y la mejor manera de informar sobre él.

Skov cree es básico aumentar la comprensión acerca de nuestra conexión con el espacio para amplificar la conciencia general y ayudarnos a prepararnos para las tormentas solares futuras. Skov añade, “Esto es el espacio, y nos afecta”.