Los políticos europeos han votado a favor del Artículo 13, otro duro estacazo a internet en Europa, tan grande o peor que el que recibió en Estados Unidos con el final de la net neutrality.

Los políticos europeos han aprobado el Artículo 13 y el Artículo 11 por 348 votos a favor y 274 en contra, como parte de sus cambios en la regulación para seguir protegiendo el copyright. Una propuesta para cambiar algunas de las reformas, como el impuesto al enlace (link tax) del Artículo 11, fue rechazado por tan solo 5 votos.

Entre los opositores se encuentran Julia Reda, representante del Partido Pirata en el Parlamento Europeo y Simona Levi, co fundadora de X Net han dicho que es un día oscuro para la libertad de expresión e internet respectivamente.

Ahora los países miembros tienen 2 años para aprobar sus propias leyes para poner en marcha el artículo 13.

¿Cómo te afecta?

El Artículo 13 y el Artículo 11 son una pesadilla para los defensores de la libertad digital y una salvación para los defensores de los derechos de autor a la antigua usanza, pero es difícil de entender si no te dan unos ejemplos prácticos.

Estos son algunos de los puntos y cómo te afectan.

La directiva de Copyright

La Propuesta de Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo sobre los derechos de autor en el mercado único digital está diseñada para limitar el comparto de contenido con derechos de autor en las plataformas digitales.

Su punto más polémico, el Artículo 13, requiere a las plataformas filtrar o quitar material con derechos de autor de sus páginas web. Este es el artículo que muchos interpretan como una ley anti memes, pero hablaremos de ellos después.

Axel Voss, impulsor de la Directiva Europea de los Derechos de Autor

Según esta directiva las plataformas y agregadores de contenido son responsables de las infracciones de derechos de autor, y supuestamente está diseñada para redirigir los ingresos de los gigantes tecnológicos hacia periodistas y artistas que han dejado de ser remunerados por la actual falta de regulación.

Actualmente, plataformas como YouTube o Instagram no son responsables de las infracciones de derechos de autor y solo están obligados a retirar el contenido cuando los propietarios de los derechos se lo solicitan.

Los abanderados de la directiva alegan que actualmente la gente está escuchando, mirando y leyendo contenido con derechos de autor sin que sus creadores se vean remunerados.

La “ley anti-memes” explicada

Esta es la parte que más preocupación genera y te la puedes leer entera aquí. El Artículo viene a decir que los proveedores de contenido compartido ( o sea, YouTube, Instagram, etc) y los propietarios de los derechos (Matt Groening, el autor de la foto del novio distraído, etc) deberán colaborar de buena fe para asegurarse de que cualquier obra protegida no se encuentre disponible en sus servicios.

Básicamente, lo que dice este artículo es que YouTube, Twitter y Facebook, entre otros, serán los responsable de cualquier violación de derechos de autor, no los usuarios que lo compartan.

¿Y eso qué significa? Es difícil ponerse de acuerdo en cómo identificarán y eliminarán el contenido estas plataformas. Una versión de la Directiva mencionaba “tecnologías de reconocimiento de contenido”, que suena a que los propietarios tendrían que recurrir a filtros automatizados (inteligencias artificiales) para escanear cada publicación compartida y eliminar cualquier violación antes siquiera de haber sido compartida.

Es el motivo por el que en la era de la post-censura esto suena bastante a pre-censura. Bloquear el contenido antes de que llegue a ningún otro humano.

Actualmente YouTube cuenta con el Content ID que da a los propietarios de los contenidos el derecho a bloquear cualquier violación o monetizarlo metiendo anuncios en ellos. Content ID no es perfecto, hay cantidad de falsos positivos y usuarios que abusan de él, pero esto podría empeorar con el filtro automático.

¿Quiénes NO deberán implementar filtros?

El Artículo 13 especifica qué plataformas deberán implementar filtros de subida y cuáles no. Solo quedarán exentas (o sea, no estarán obligadas a hacerlo) aquellas plataformas de comparto de contenido que cumplan 3 requisitos: llevar menos de 3 años funcionando; tener un volumen de ventas menor de 10 millones de euros; menos de 5 millones de visitantes únicos al mes.

Obviamente, hay una inmensa cantidad de páginas que no cumplen las 3. Para empezar, el blog que abriste hace 3 años y un mes.

¿Por qué los memes?

Se llama a esta ley la ley “anti-memes” porque nadie asegura que los memes, que suelen usar contenido con derechos de autor, pueda librarse de ella. Los que proponen la ley alegan que estos no se verán afectados porque la ley protege el derecho a la parodia. Pero a ver quién le explica a una inteligencia artificial, que no distingue entre un niño, un perro, y un soldado a la hora de dar la orden de disparo a un dron, qué es una parodia.

El impuesto al enlace o “link tax”

Este artículo vuelve a caer (al menos aparentemente) en la trampa de no entender la realidad actual de internet.

El fin parece justo: que plataformas gigantescas como Google News pague a la prensa por el uso de los párrafos de sus artículos en los enlaces que aparecen tras la búsqueda de una noticia.

Según la Directiva los medios “obtendrán una remuneración justa y proporcionada por el uso digital de sus publicaciones” peo nadie sabe cómo funcionará esto. ¿Cuántas palabras de un artículo puede una plataforma compartir antes de tener que pagar por ellas?. Según la ley no se deberá pagar por mostrar los hipervínculos, pero si la mayoría de los hipervínculos contienen palabras del texto o su título, se podrían ver afectados.

Más allá de eso, tú y yo como usuarios, ¿cómo vamos a saber si esa noticia es la que buscamos tan solo con un montón de letras y números desordenados tras el nombre de una página web?

Obviamente, en Europa podemos despedirnos de Reddit, ForoCoches y Menéame, sin embargo la ley dice que los usuarios individuales no tendrán que pagar por hacerlo. Pero ¿y los usuarios que son influencers con más seguidores que muchos medios? ¿Se consideran estos “entes privados no comerciales”?

Olvídate de hacer fotos en el palco

El Artículo 12 podría prohibir a todos excepto los organizadores de los eventos deportivos el comparto de vídeos o fotos de un partido o velada.

Se acabarían los GIFs de deportes, los goles en Twitter (que, de hecho, ya reciben denuncias y baneos) o fotos de los eventos deportivos subidas por el público aunque esto también dependerá de la regulación de cada Estado miembro.

Cuándo se pondrá en marcha

El Artículo 13 se ha aprobado pero no se pondrá en marcha inmediatamente. Ahora los estados miembros deberán acordar la manera de implementarlo y cada uno podrá hacerlo a su manera.