El equipo de Instagram estaría trabajando en una nueva función pensada para los estudiantes.

Esta noticia la ha dado la CNBC después de tener acceso a una de las invitaciones con las que Instagram le pregunta a un usuario si quiere unirse al grupo de su universidad.

Justo la semana pasada Tinder lanzaba una versión de su app exclusiva para estudiantes de universidades, y ahora es Instagram el que está probando con crear grupos exclusivos para cada universidad para que los estudiantes interactuen entre ellos.

Se trata de un nuevo test que enlaza de pleno con el pasado de Facebook, que empezó como una red social en la que universitarios podían conectar más fácilmente con estudiantes de su campus.

Instagram da la bienvenida a las comunidades

Desde Instagram se ha confirmado a CNBC que esta nueva función está todavía en una fase de creación y que está siendo probada entre un grupo reducido de beta-testers.  ¿Cómo? Desde la red social se ha enviado una serie de invitaciones a un reducido grupo de universitarios con el reclamo de “unirse a una comunidad que hará que sea más fácil contactar con compañeros de su misma promoción”.

Se trata por lo tanto de una funcionalidad opcional en la que son los propios estudiantes quienes deciden si quieren dar ese paso, o no.

Usando la información universitaria que cualquiera de los usuarios de Instagram haya compartido por propia voluntad, así como las cuentas que sigue y otro tipo de conexiones que haya establecido, Instagram verifica los datos y ofrece la posibilidad de formar parte de estas comunidades de estudiantes.

¿Con qué finalidad?

Una vez dentro de la comunidad, el usuario podrá recibir mensajes del resto de los miembros y ver las noticias directamente en el perfil de la misma.

Ahora habrá que esperar a que Instagram haga algún tipo de anuncio oficialpara saber un poco más qué se traen entre manos, pero por el momento no se puede adelantar ninguna fecha de lanzamiento. Por ahora se encuentra en fases muy tempranas de desarrollo y, como todo test en Instagram, cuenta con herramientas para comunicar las quejas que pueda generar.

Si finalmente Instagram se decide a lanzar esta nueva función al mercado, seguro que llegará a convertirse en un bombazo como todo lo que propone esta red social.