Ya ha pasado el tiempo suficiente para darse cuenta de que los coches eléctricos e híbridos han llegado para quedarse y que es una apuesta segura para la reducción de los costes de mantenimiento y kilometraje y para el medio ambiente.

Aunque el precio inicial de los vehículos eléctricos sea, en muchas ocasiones, más elevado que los de gasolina o híbridos, cosa que hace que muchos sigan optando por vehículos de gasolina, a la larga ese precio inicial se ve más que compensado. Según el Observatorio de Cetelem del Motor 2018, la intención de compra de vehículos eléctricos e híbridos alcanza el 36%, superando a los diésel con un 26% y acortando distancias a los de gasolina con un 37%.

MINI Countryman Híbrido Enchufable

Breve historia de los coches eléctricos

Hay personas para las que ver coches eléctricos circulando por las calles es algo normal. Para otros es una novedad y muy pocos podríamos responder a esta pregunta: ¿cuándo se usaron vehículos eléctricos comerciales por primera vez? Entonces hagamos un breve resumen.

La primera vez que se usaron vehículos eléctricos para uso comercial fue con una flota de taxis eléctricos en EEUU, concretamente en 1897 en el estado de Nueva York.

En 1930, la producción en masa y la reducción de costes de fabricación de vehículos de gasolina, produjeron la eliminación de la propulsión eléctrica en mercados importantes como el de Estados Unidos.

En 1990 GM (General Motors) anunció la fabricación de vehículos eléctricos para el público comercial. En 2004, Tesla empezó a desarrollar el Tesla Roadster y, en 2008, comenzó a entregarlo a sus consumidores, convirtiéndose, según algunos fabricantes líderes, en la prueba de demanda de vehículos más eficientes por parte de los consumidores.

Un documental titulado “Who killed the electric car?“, del mismo director de “Do you trust this computer?“, narra lo sucedido entre una etapa y la otra.

BMW i3

Coches eléctricos de segunda mano

La gran apuesta por los vehículos eléctricos por parte de las grandes empresas, está consiguiendo que los precios sean mucho más competitivos y tengamos cada vez más modelos para elegir que se ajusten a nuestras necesidades.

Además, gracias a los early adopters, podemos encontrar una creciente oferta de coches eléctricos en el mercado de segunda mano, algo que hasta hace poco era prácticamente imposible. Esto está facilitando tanto la adquisición como la venta de estos vehículos, haciendo que se  consigan vehículos a un precio muy asequible y en muy buen estadocomo por ejemplo el caso de compramostucoche.es..

Según un estudio de USA Today por Kelley Blue Book los coches eléctricos pierden más valor que el resto de coches, pero no tiene nada que ver con el diseño o problemas inherentes del vehículo. Lo que ocurre es que parece ser que los consumidores de segunda mano son todavía reacios a comprar esta ‘nueva tecnología’.

Esto sin duda beneficia a los compradores interesados en la compra de vehículos eléctricos de segunda mano, ya que pueden encontrar buenos modelos a muy buen precio.

Así que si estás pensando en comprarte un coche eléctrico, uno de segunda mano puede ser una muy buena opción.