17:09 del Viernes 19 de Octubre, comienzan a llegar algunas de las 57 personas que van a pasar su fin de semana en el espacio de WeWork Castellana 77 ¿La razón? La misma que está impresa en todas esas sudaderas y camisetas que has visto últimamente: NASA. Acaba de comenzar el #SpaceApps en Madrid, el hackaton más grande del planeta (y hasta donde sabemos, del Universo).

Introducción, creación de equipos y cerveza

Después de una breve introducción por parte de los patrocinadores: WeWork, el coworking más grande del mundo, el gigante de P&G España y el Bizlab, la aceleradora de empresas de Airbus, Dani Grande de Celera nos aclaró de qué va esto de los hackatones. Y es que NASA es un auténtico referente a la hora de resolver problemas imposibles en tiempos record, que es de lo que se trata este fin de semana.

Por si la expectación no estuviera ya por las nubes (o, directamente, en órbita), los participantes recibieron un mensaje del astronauta Drew Feustel desde la Estación Espacial Internacional, pidiéndoles que se esfuercen al máximo para resolver algunos de los retos más importantes del planeta, en menos de 48 horas y junto a otras, casi, 30,000 personas.

 

Una vez empezó a correr la cerveza (una de las ventajas de WeWork) los equipos comenzaron a formarse con más facilidad, aunque se retiraron pronto para coger fuerzas para la maratón que les esperaba: el trabajo serio comenzó el Sábado a las 8:30 de la mañana.

Los retos escogidos giran entorno al reciclaje de residuos, futuras misiones a la luna (y cómo construir bases allí), la localización de nuevos campos de refugiados en tiempo real, la planificación frente a desastres naturales más diversos y frecuentes, junto a muchos otros.

El día más largo

El Sábado lo pasamos inmersos en un torbellino de imaginación, creación, hackeo y codeo. Los participantes, divididos ya en 13 equipos, recibieron ayuda de facilitadores de Airbus, P&G, Universidad Carlos III de Madrid y de Celera para sacar el máximo provecho de sus soluciones. Hubo concentración, risas y algo de frustración a partes iguales: 48 horas no dan para mucho y solo dos de los equipos pasan a la siguiente ronda, en la que son juzgados, junto a otras 200 localizaciones, por los propios expertos de NASA.

Por suerte, desde REWISOR conseguimos que Nintendo España nos prestara unos LABOS para relajar un poco los nervios y resolver conflictos con unas peleas de sumo (FOTO?). Además, nos propusimos nuestro propio “challenge”: conseguir que Pedro Duque nos twitteara… hacia el final de la tarde habíamos conseguido a Chimo Bayo (Space Hacker), pero la cosa no estaba para tirar cohetes (¿lo pilláis?). Cerramos el día con una dosis de motivación para aquellos que iban a trabajar durante la noche: conectando directamente con NASA, en “Rocket City” Huntsville, para contarles cómo se estaba viviendo el hackaton desde Madrid; y también con Taramona haciendo de robot

El gran día

El Domingo era el gran día, los equipos estaban concentrados al 100% para cerrar sus proyectos y completar la presentación de 240 segundos que les llevará a la gloria. Pero primero tenían que pasar por un jurado igual o más exigente que la propia NASA: creadores como Maya Pixelskaya y Boldtron, científicos y divulgadores como Pere Estupinya y Juan Ángel Vaquerizo, el director de Bizlab, Pedro Luzón, la directora de IT de P&G España, Loli Alejandro, y Martha Rocamora, directora de comunidad en WeWork España.

Tras las presentaciones, el jurado deliberó durante unos minutos que se hicieron interminables… parece que habrá segunda ronda con preguntas a 4 de los 13 equipos, dado que el nivel de los proyectos es tan alto que les cuesta decidirse… Preguntas, segunda deliberación y, finalmente, los ganadores: Pillars of Creation con Galaxy Quest, un juego de exploración espacial para científicos ciudadanos que ayudará a NASA a clasificar las galaxias detectadas por el telescopio espacial Hubble, y 3DVRsity, un entorno virtual en el que descubrir (¡y visitar!) la Luna, Marte y otros lugares de nuestro sistema solar.

Parece que aquí acaba la competición… o quizá no: Dani Grande nos recuerda que, en realidad, todos los equipos son ganadores. Todos han seguido el lema del Jet Propulsion Laboratory de la NASA: “Dare Mighty Things”, atrévete a hacer cosas portentosas. Así que, mientras crean suficientemente en lo que han hecho, el trabajo no ha acabado; el jurado se compromete a ayudarles a impulsar sus ideas, todas ellas, todo lo posible.

Nosotros también somos ganadores de nuestro propio reto: Pedro Duque, astronauta y ministro, nos lanza ese codiciado tweet.

Mission Accomplished.